Terapia Sexual

Las disfunciones sexuales afectan a número muy elevado de parejas a lo largo de su vida en común y existen multitud de situaciones y de causas que pueden originar y mantener un problema sexual. La realidad es que provocan un gran sufrimiento y malestar en las personas que las padecen, debes acudir a un profesional si es tu caso, sin dejarlo para más adelante.

La terapia sexual da herramientas a las personas para poder solucionar, por ellos mismos y con la colaboración del psicoterapeuta, una dificultad en el área de la sexualidad que se presenta en algunos momentos de la vida. La terapia sexual se suele considerar una terapia breve, pues en pocas sesiones  se suelen aliviar los síntomas con los que se vinieron a consulta, descartando siempre desde el principio que el origen del problema sea por causas orgánicas.

Algunas de las más frecuentes que veo en consulta son: La eyaculación precoz, la eyaculación retardada, la dificultad para conseguir y/o mantener una erección, la falta de deseo sexual (en hombres y en mujeres), fobia sexual y/o aversión al sexo, la dificultad para conseguir el orgasmo o anorgasmia, vaginismo (imposibilidad de coito en la mujer), la dispareunia (dolor en el coito), la insatisfacción sexual, etc.

terapia sexual 1

Comparte mis servicios en las redes sociales